Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 9 enero 2013

RODRIGUEZ DULANTO, LAURA, LiHija de Marcelo Rodríguez y de Cristina Dulanto, Laura Esther nace en Supe el 13 de octubre de 1875.  Hace sus estudios primarios en la escuela de Magdalena Badani. Ante la ausencia de un centro escolar de secundaria para niñas,  convence a su hermano que le enseñe todo lo que él aprendía en el colegio Guadalupe. Ante un jurado especial rindió los exámenes de secundaria y luego, ingresó en 1892 a la Facultad de Ciencias de San Marcos y posteriormente a la Facultad de Medicina, donde sufre las burlas de los alumnos y profesores. Laura es obligada a asistir a clases oculta detrás de un biombo para evitar las miradas de sus compañeros y se le prohíbe acercarse a los cadáveres y estudiar el cuerpo humano como los demás.  Si bien padeció la sorna de los alumnos y profesores sanmarquinos e, incluso, de diversos políticos, logró que el 19 de diciembre de 1895, el Congreso aprobara darle una subvención gubernamental de 40 soles para solventar sus estudios.

(más…)

Anuncios

Read Full Post »

Nacida en  Bolivia, pronto Lucy Smith  se convirtió en una cantante muy cotizada de tangos y valses argentinos. Su repentina muerte, ocurrida el 1 de enero de 1950, no se pudo esclarecer del todo. Se sabe que ocurrió al salir de una fiesta celebrada en el Hotel Country, adonde había acudido en compañía de su novio  a recibir el año nuevo y cayó del auto que la conducía.

Imagen

Ella no cantaba música criolla, sin embargo su temprana desaparición fue inspiradora de dos valses que inicialmente fueron interpretados por el trío Los Cholos. No obstante el más sonado fue Lucy Smith, compuesto por Abelardo Carmona y grabado por Los Embajadores Criollos”:  “…Que tristeza y que dolor / siento yo en mi corazón / al saber la desaparición / de la estrella de la radio / que en vida se llamó: / Lucy Smith…/ En las alas del misterio/ emprendiste raudo vuelo;/ la aurora parecía, salpicada de tristezas,/ el sol, con sus rayos de oro, al cielo se la llevó; / en el cielo hay una estrella, una estrella muy hermosa / que en la tierra dejan seres, que no cesan de llorar….”

Sus restos se encuentran en el Cementerio Museo Presbítero Maestro, Puerta 5, Cuartel Santa Sabina, fila C, nicho 81.

FUENTE: VELASCO ASENJO, Lita – REVISTA ANUBIS, N° 1

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: